Antonia

TU MEJOR VERSIÓN

Labios Rojos

23, Julio de 2017

Por Antonia del Solar

“Maquillarse los labios es tan delicado como maquillarse las cejas, porque si lo haces mal, si los defines demasiado, si no lo defines suficiente, si te sobre maquillas o te maquillas por dentro de los labios, cambias las facciones de tu cara por completo”.  

Ustedes ya saben que tengo debilidad por Miguel Urtecho, no sólo por su impresionante técnica, sino también por su pasión por enseñar. Yo amo pintarme los labios de colores intensos, pero últimamente cuando lo hacía y me veía al espejo notaba que algo no estaba del todo bien. ¿Será que por coincidencia siempre lo hago cuando estoy apurada? ¿Será que necesito lentes? ¿Será que no tengo la técnica adecuada? ¿SERÁN TODAS LAS ANTERIORES?

Miguel me esperó pacientemente en la tienda de MAC Cosmetics. Sus  consejos, como siempre, son realistas y para dummies, este fue el primero:

“Si no tienes tiempo para pintarte bien los labios, mejor ponte un balm y listo”. Ouch.  ¿Pintarse los labios en la luz roja? Para Miguel esa no es una opción. Debes tener el tiempo y la paciencia para hacerlo, mínimo diez minutos. Y siempre comenzar con los labios hidratados (puedes exfoliarlos con una mezcla de azúcar y aceite de coco antes o con un cepillo de dientes viejo y suave, de manera muy delicada). Después de exfoliarlos usa un hidratante de labios o un primer para esa zona (especialmente si tienes arrugas de “fumador” o más de 50 años).

El delineado es todo. Entonces aquí hay dos cosas importantes, que debemos tener en cuanta. Primero, el delineador en sí. Debes tajarlo antes y después aplastarlo con los dedos hasta crear un efecto “flecha” que te ayudará a dibujar tus labios (no lo hagas con la misma punta sino con la parte plana del lápiz). Lo segundo es la técnica:

Las quiero tanto que estoy poniendo esta foto donde salgo horrible.  No me importa con tal de graficar lo que Miguel me explicó: dibuja una línea vertical dividiendo a la mitad los labios, de esa manera podrás ayudar a equilibrarlos (una parte de tu cara no es igual a la otra, como ustedes bien saben, no somos 100% simétricos). Ahora, cuando dibujes el “arco de cupido” de los labios hazlo de una manera circular nunca triangular. Evita las líneas rectas porque endurecen los labios, siempre empieza por el lado que te sea más difícil. Sigue tu línea natural de labios, de manera redonda. Después vas a rellenarlo, para que dure más tiempo.

Otro consejo importante. La postura de las manos. Siempre apoya el dedo  meñique en tu mentón para darte mayor equilibrio ¡pruébalo!

El truco de los dos espejos. Escuchen, esto es alucinante. Debes fijarte que los labios estén parejos y perfectamente delineados ANTES de rellenarlos con el lápiz de labios y para hacerlo usa dos espejos; uno para verte de frente y el otro de perfil: así verás cada detalle y podrás corregirlo. 

También ponte el espejo abajo del mentón para fijarte si la parte inferior del labio está bien delineada. Aquí Miguel está corrigiendo el desastre que yo había hecho. 

El mejor truco. ¡Tómate un selfie! Bueno, a tus labios. Y agrándalo para ver al detalle y corregir. 

“¿Tanta cosa para unos labios rojos?” …estarás pensando. Bueno, Miguel me pasó una página www.celebrityclose-up.com  donde salen acercamientos de terror a las celebridades más famosas. Créanme: hay una gran diferencia entre unos labios bien pintados y otros que no. La próxima vez que estés apurada, escoge ponerte balm, nada más. ¡Gracias Migue!

TE RECOMIENDO

Hola, soy Antonia

Me encanta la idea de compartir experiencias con una comunidad de mujeres donde todas nos podamos sentir reflejadas.

Sígueme:

¡No perdamos el contacto!

Su mensaje se ha enviado correctamente

Nuestros Auspiciadores

@ANTONIAENELESPEJO I INSTAGRAM